31 de febrero, 2023

AMLO CUMPLIÓ LA ESPECTATIVA DE LA PSICOLOGÍA DEL MEXICANO.

Por Nabil Hernández
Compartir

A lo largo de la vida todos hemos ido generando un tipo de personalidad, lo cual, nos diferencia de las demás personas, sin embargo, el ser seres sociales es lo que nos ha mantenido vivos, ya que gracias a ello hemos podido desarrollar muchas habilidades, aunque no todas las conductas que demostramos ante ciertas situaciones van a agradar o emparentar con las demás personas pueden ser de cierta manera positivas o negativas dependiendo la meta o el fin al que se busque llegar.
El ser humano siempre va a tener necesidades y entre ellas las básicas comer, dormir, ir al baño; con el tiempo se van a ir generando otras necesidades como es el sentido de pertenencia. Si nosotros nos vamos a años atrás donde López Obrador comienza con su carrera política, podemos apreciar que siempre fue un hombre persistente, que en la política sabemos que no se pertenece a un partido sino se cumplen nuestras necesidades y eso fue pasando, hay que recordar que el inició en el PRI (Partido Revolucionario Institucional), poco a poco como todos los políticos van buscando abrirse brecha para lograr ejercer sus intereses.
Es de aplaudirle que fue un hombre que prometió ayudar al ¨Pueblo Mexicano¨ con programas sociales, ganándose a una población olvidada y de las más vulnerables que fueron las personas de la tercera edad, cabe mencionar que no todo fue malo en su candidatura, se ganó el respeto, admiración y fidelidad; perdió la presidencia ante Felipe Calderón, pero eso no hizo que él se rindiera para volverse a postular y mucho menos para formar un partido, el cual, tendría muchos seguidores hasta el día de las elecciones donde después de dos sexenios logró asumir la presidencia como tanto añoró.
Antes de tomar protesta comenzamos a darnos cuenta que ya quería intervenir en las actividades del ex presidente Enrique Peña Nieto, he aquí donde demostró de qué estaba hecho y qué es lo que tenía guardado ¨el hambre del poder¨ donde evidenció esa posibilidad de que un individuo haga lo que quiera con todos los demás, por lo tanto, este ejercicio implicó sabiduría y más desarrollo intelectual, pero ¿las decisiones del presidente son absolutas o hay gente tras de él dándole órdenes? Su hambre de poder fue más que evidente, pero en verdad tiene el poder absoluto como él cree tenerlo o solo es aquella cortina de humo que nos hacen ver y creer para despistarnos de todas las mentes malignas detrás de un plan.
Hemos de ver que aquí en México no se ha desarrollado un ¨egoísmo altruista¨, que quiere decir, que al desarrollarse el poder y generar una satisfacción se esperaría que no interfiriera con la satisfacción y desarrollo de los demás; sin embargo, nos damos cuenta que lo que se ha venido desarrollando es un ¨egoísmo estúpido¨, porque aquí se le ha impedido el crecimiento a los partidos políticos que son ajenos a MORENA, lo cual, genera una disminución en las conductas constructivas, buscando el debilitamiento. El buscar ser la mayoría en la toma de decisiones, el querer tener más diputados a cambio de beneficios sucios y que esas mismas personas que son parte de nuestro sociedad se presten a tan bajas acciones, nos dan a entender que aquí sino te pongo el pie no puedo avanzar como yo deseo, que el que ¨no tranza no avanza¨, que es mejor ¨hacerse de la vista gorda¨ para ser beneficiados y no perjudicados.
Existe un tipo de personalidad del mexicano que se denomina de control externo pasivo, siendo uno de los más negativos en nuestra cultura, no es que toda la personalidad de AMLO sea extremadamente negativa, pero si debemos reflexionar que conforme pasa su sexenio nos ha demostrado que no es lo que aparentaba , al tener conductas de desobediencia con su gabinete, que no es una persona complaciente con quienes trabajan con él, mejor dicho tienen que complacerlo o su recta final es la renuncia prácticamente forzada, tiende a ser vengativo, pesimista ante lo que hacen los demás logrando así el desechar toda propuesta que no sea de su partido llegando a la mediocridad, se ha aprovechado de su poder justificándose de que cada meta o resultado al que llegue es el que se va a tomar en cuenta sin importar los medios. Tenemos a un presidente realista, maduro y riguroso con el país que dirige o tenemos a un presidente vengativo, con delirios de persecución y que busca derrochar el dinero para ganar seguidores, esas famosas ¨ovejas negras¨.

Compartir

Autor

Nabil Hernández

Psicóloga | 28 años | apasionada de las libertades políticas y económicas.

P_Naby

Trending

Independencia en la Unión.

El gesto de la titular del Poder Judicial de la Federación y la decisión del presidente del Congreso lanzaron un claro mensaje

UN LLAMADO A LA CORTE: "SHOCK DOWN" A LA DEMOCRACIA.

LA APERTURA DE LA CONCIENCIA "Anote usted la fecha" Jacobo Zabludovski el 9 de noviembre de 1989 hablaba frente a la televisi

Más mantenimiento, menos militarización.

El pasado 7 de enero se registró un choque de trenes en la línea 3 del Metro de la Ciudad de México, entre las estaciones Potre

Columnistas