Hoy en el PRD es tiempo de construir; el enemigo no está entre nosotros: Torres Piña

Publicado en Michoacán el viernes 24, junio, 2016

Morelia, Michoacán, a 24 de junio de 2016.- “Hoy en el Partido de la Revolución Democrática (PRD), nos une un objetivo en común: Seguir construyendo y fortalecer nuestro instituto político”, expresó Carlos Torres Piña, presidente del Comité Ejecutivo Estatal del Sol Azteca en Michoacán.

Ese, debe ser el compromiso de cada uno de los perredistas; “trabajar desde sus trincheras, desde sus municipios y comunidades para que el PRD este fortalecido y listo para ser competitivo en las próximas elecciones locales de 2017 y presidenciales de 2018”.

“Por lo que nos toca, en la dirigencia estatal, estamos trabajando para que desde Michoacán, el PRD sea un modelo a nivel nacional, en materia de organización, con una estructura sólida y con vocación de gobierno”.

En este sentido, el líder estatal, advirtió que “la ruta que el PRD habrá de seguir hacia la elección presidencial de 2018 no debe ser un motivo de debate. Si hay coincidencias o no respecto a si el partido deba ir solo o en alianzas, este no debe ser motivo de roces”.

Torres Piña, añadió que “las descalificaciones y señalamientos que denostan las opiniones personales hechas desde la pluralidad que siempre han distinguido al Sol Azteca, no es el camino que se debe seguir; porque no construye y no abona”.

“No debemos perder de vista lo importante; que somos un partido de oposición y que el adversario no está entre nuestras filas, sino en quien ha originado que en nuestro país el llamado mal humor social esté llegando a niveles crónicos”, expresó.

Hoy, indicó, es tiempo de construir al interior, de no permitir que estas situaciones se conviertan en crisis, es tiempo de tomar determinaciones importantes, como el perfil que habrá de asumir la dirigencia nacional, de lograr la unidad y definir nuestra línea política.

“Si hablamos de 2018, todas y todos los militantes de este partido tenemos una gran responsabilidad, que inicia al interior de nuestro partido y termina en la contienda electoral en un proyecto que represente una opción real para transformar las condiciones actuales de nuestro país”.

En ese contexto, el dirigente en Michoacán, hizo un llamado a la prudencia, “a que los perredistas respeten las opiniones personales y que trabajen por la unidad y no generen división y polarización por asuntos que en su tiempo se habrán de discutir y decidir”.

El compromiso, es con la gente, y no con aspiraciones personales o de grupos, que lo único que hacen es dividir y hacer triunfar al oponente.